El marketing educativo se compone de estrategias y herramientas que pueden utilizar las instituciones educativas, de cualquier nivel, para captar nuevos alumnos. El objetivo primordial es demostrar porqué son la mejor opción de desarrollo educativo.

Esto viene dado por dos factores notablemente influyentes. El primer factor es la digitalización cada vez más amplia y notoria de los alumnos. La sociedad se está volviendo cada vez más digital. Las personas exigen facilidad para adquirir lo que necesitan y el desarrollo educativo no puede quedarse atrás.

El segundo factor es la masificación de las opciones educativas a través de internet. Si bien las estrategias de marketing educativo no han faltado en la mayoría de universidades y centros educativos hoy el esfuerzo debe ser mayor. Las aulas se están quedando con cada vez más pupitres vacíos por la amplitud de opciones educativas que maneja una persona a tan solo un clic de distancia. Ahora conoce los pilares del marketing educativo que no te pueden faltar.

Presencia web y multicanalidad

Para comenzar con buen pie, el primer paso es la creación de una página web. Es quizá el primer punto de contacto que tienen tus futuros alumnos con la institución. Esta población estudiantil normalmente suele encontrar las opciones por búsqueda y comparación.

Ten en cuenta que no será la única opción que tengan en la cabeza. Se quedarán en aquellas webs que puedan responder las interrogantes que tienen y que además les ofrezcan lo que necesitan. Piensa siempre en ofrecer lo que buscan y algo más para destacar. Las características principales de una web interesante son: ser visual, funcional, práctica y adaptable a móvil.

Luego de tener los cimientos, una web de calidad, no olvides llegar a todas las redes sociales y plataformas digitales. La meta es encontrar a todos los posibles interesados que vagan sin rumbo en la internet. Has que te encuentren fácilmente.

Visibilidad

El segundo pilar de gran interés es la visibilidad. No basta con aparecer, necesitas ganar posición en las búsquedas destacadas. Este punto es un plus de credibilidad y te colocará en el espectro de opciones de cada vez más personas. No olvides que comenzarán a buscar en Google para crear su listado de opciones, comparar y seleccionar. Por lo tanto, la “pelea inicia desde el primer minuto”.

Analiza cuál es la visibilidad con la que cuentas ahora, cómo quieres posicionarte y qué tipo de búsquedas te pueden mostrar en los primeros lugares. Puedes y debes plantear campañas publicitarias online, cuando se presenten los períodos de preinscripción e inscripciones, en las redes sociales y en los buscadores (no todos usan google).

Para los colegios es imperativo el posicionamiento local. Con las búsquedas geolocalizadas con una información de contacto y ubicación bien completa logrará aparecer en las pantallas de los padres que busca. Si tu caso es el de buscar estudiantes extranjeros considera diversificar el idioma de tu web para facilitar la llegada de la información.

Segmentación

Cada prospecto quiere recibir una información diferente, cada uno tiene prioridades y conceptos en diversas medidas. Estudia con detenimiento tu buyer persona (público objetivo) para comenzar a segmentar por tipología encontrada. Además, usa un lenguaje legible que demuestre con claridad los beneficios para esa persona. Evita formular opciones demasiado sofisticadas.

 Ayúdate creando un formulario de preguntas que pueden estarse haciendo en tu público objetivo. Si el mensaje es preciso y está correctamente segmentado las probabilidades de éxito serán mayores. Aquí es donde los canales digitales proporcionan las herramientas de segmentación más efectivas, que en el mundo real no son posibles ni viables.

Atracción

Debes ser capaz de diferenciarte por sobre la competencia, no olvides que te encuentras frente a decisiones de compra inmediata muy importantes. La mejor estrategia es el inbound marketing basado en contenidos bien segmentados.

La efectividad viene de combinar posicionamiento orgánico con campañas publicitarias segmentadas. Los desembolsos serán significativos y los propios alumnos recompensarán de forma casi inmediata la inversión realizada para obtener la capacitación que buscaban. Debes valorizar los indicadores de marketing educativo más relevantes CPL (Coste por Lead o posible alumno), CPA (Coste por nuevo alumno), Total de alumnos provenientes de las estrategias antes mencionadas y el ROI o retorno de la inversión.

Transparencia

La reputación de las instituciones educativas en línea son un activo indispensable. Las personas saben ser buenos embajadores de las cosas buenas. Pero también las malas noticias pueden recorrer el globo a la velocidad de la luz. Toma conciencia inmediata de qué se está hablando sobre tu institución y actúa de manera inmediata en caso de encontrar quejas o críticas infundadas.

Utiliza la viralización de la información que ofrecen las redes sociales para que los mismo prospectos de alumnos sean quienes te premien volviéndose tus alumnos. En el caso de los colegios, los mismos padres se sentirán orgullosos de tener el futuro de sus hijos en tus manos.

DÉJANOS TUS COMENTARIOS

Please enter your comment!
Please enter your name here