¿Cómo elaborar el mejor plan de productividad? 3 Aspectos a considerar

0
15
plan de productividad

¿Cuál es la mejor manera de empezar el día para que realmente hagamos las cosas con un máximo de productividad? La reconocida escritora Laura Vanderkam estudió los horarios de los estudiantes de alto rendimiento para analizar su productividad diaria. ¿Qué se encontró? Casi todos ellos tienen una rutina de la mañana.

¿Será acaso que las primeras actividades que realizamos a lo largo del día marcarán el resto de nuestra concentración y productividad laboral? En gran medida, pero también deberías de centrarte en los siguientes puntos

Inicio de una misma rutina: Tratar de tener los primeros 80 a 90 minutos de tu día con poca variación. Una rutina es necesaria para sentirse en control y reduce la ansiedad. Por lo tanto, también te hace más productivo.

Es necesario que despertar bien antes de que comience la locura de día a día. Trata de que en ese tiempo no se revisen correos electrónicos y adentrarte en el torbellino de la vida.

Decidir las 3 cosas que importan hoy: Ninguna tarea es igual. La mayoría de nosotros trata con dos tipos de trabajo, diferentes: los superficiales y los profundos.

El trabajo superficial incluye reuniones, enviar correos electrónicos, y cosas que no están realmente ampliando tu talento. En cambio el trabajo profundo saca el máximo de tus capacidades tiene resultados de alto valor y mejora tus habilidades.

Elige las 3 cosas que realmente importan el día de hoy y que sean de trabajo profundo. ¡Lévalas a cabo y posterga para momentos más relajados el trabajo superficial!

Usa “horas mágicas” para cumplir tus 3 objetivos: Al igual de que no todas las tareas son iguales, tampoco todas las horas lo son. El mayor rango de productividad en la mayoría de las personas radica en las primeras horas de la mañana. No inmediatamente después de despertarse, pero si unas 3 horas después de despertarse.

Los estudios demuestran que el estado de alerta y la memoria, además de la capacidad de pensar con claridad y aprender, puede variar entre un 15 y un 30 por ciento en el transcurso de un día. La mayoría de nosotros tenemos mayor agudeza de una a cuatro horas después de despertar.

Todos estamos tratando de lograr un equilibrio entre la vida personal y la laboral y para eso hay que armarnos de estrategias. No vas a conseguir todo hecho. Pero puedes empezar el día bien y sin duda se puede lograr lo que realmente importa. Lo hemos dicho antes y lo diremos otra vez: “Puede hacer cualquier cosa una vez que dejas de tratar de hacer todo a la vez”.

Únete a la comunidad MundoPymes

DÉJANOS TUS COMENTARIOS

Please enter your comment!
Please enter your name here