El gran atractivo actual del desarrollo industrial en México

0
25
desarrollo industrial

Desde que el General Porfirio Díaz, presidente mexicano que dirigió al país entre 1876 y 1911, inició el sistema ferroviario que potenciaría enormemente el desarrollo industrial en México a través del comercio nacional y extranjero, la historia del país ha estado llena de múltiples hitos tecnológicos e industriales que lo forjaron, país que ha sido considerado por muchos como “el país más influyente de América Latina para las relaciones comerciales internacionales”, y es que, ya sea en el extranjero o con otros países americanos hacia el norte y el sur, nadie puede estar en desacuerdo acerca de la importancia del papel de México en la era industrial.

A pesar de que muchos personajes emblemáticos de la historia y evolución de la economía mexicana han creado movimientos significativos que dirigieron al país hacia el progreso industrial y comercial, los últimos 25 años han sido de una relevancia increíble, no sólo para el propio país, sino para las relaciones globales de negocios de todo el desarrollo industrial en México; es muy claro que algunos acuerdos comerciales recientes con titanes de la industria como Japón, España y China han logrado establecer significativamente nuevas alianzas en los negocios de exportación e importación, pero las relaciones saludables preexistentes y continuas con sus socios continentales son lo que realmente construyó los sólidos cimientos para el moderno negocio mexicano de exportación e importación. Tal es el caso de los tratados multinacionales como el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), que puede ser considerado como el tratado pionero que hizo posible las excelentes relaciones comerciales – aún en curso – entre Canadá, Estados Unidos y México.

Hace décadas, lo que hacía que el suelo mexicano fuera atractivo para los inversionistas extranjeros era una combinación perfecta de una gran cantidad de recursos naturales, importantes y bien consolidadas instalaciones de producción en tierra, grandes porciones de tierra disponible para alquilar cerca de ambas fronteras y una buena cantidad de mano de obra barata, sin embargo, y pese a que el atractivo mexicano para la inversión industrial permanece constante a través de los años gracias a dichos factores, el enfoque del desarrollo industrial de México ha evolucionado de manera que se asemeja a la mayoría de las estrategias aplicadas por los líderes de la primera industria mundial, pues hay dos variaciones muy importantes en cuanto a los temas de ubicación y de trabajo que avalan plenamente la mejora de lo que México ofrece hoy en día: Puertos interiores y talento profesional.

Y es que hoy por hoy, tanto los puertos interiores, llamados también puertos secos, han permitido una nueva manera de cómo el comercio exterior trabaja alrededor del mundo; con una estrategia completa de soluciones integrales, estas instalaciones off-shores ofrecen a los clientes y/o proveedores todo lo que tiene que ver con la logística punto a punto: ampliación de las aduanas, transporte (transporte intermodal, transbordo, etc.) e incluso almacenamiento; este alojamiento resulta en una reducción significativa en los costos generales, por lo que los negocios internacionales no sólo son más baratos, sino mucho más fáciles.

La fuga de cerebros se ha verificado a través de la historia del desarrollo industrial en México, pero nunca como en la actualidad, y es algo que sucede gracias a la profesionalidad de la juventud que México ofrece, las organizaciones mundiales tienen una estrategia de caza de talentos intensa, precisan del talento que les ayude a consolidar no sólo una empresa más productiva, sino un mejor comercio internacional utilizando lo que se ha convertido en la exportación más importante de México: sus mentes.

Únete a la comunidad MundoPymes

DÉJANOS TUS COMENTARIOS

Please enter your comment!
Please enter your name here