Home > Coaching Empresarial > Habilidades

Habilidades

Habilidad, dícese de aquellos atributos que un individuo posee para realizar una determinada acción. Pues bien, existen diversos tipos de habilidades en los seres humanos, y todas nos ayudan en ciertas áreas de nuestra vida, revisemos algunas de las más destacadas.


Las habilidades de una persona están típicamente dirigidas y se caracterizan por la flexibilidad en el logro; el dominio de una habilidad hace que sea posible planificar y ejecutar una acción y comparar el resultado con nuestro plan de acción, y entonces establecer quizá un plan de corrección.


Las habilidades psicomotoras


Ser independiente significa ser capaz de cuidar de sí mismos, para poder tener una buena imagen de sí mismos aunado a una buena calidad de vida, es importante que dominemos las actividades de la vida diaria; con el fin de cuidar de nosotros mismos, tenemos que tener las habilidades psicomotoras. Estas habilidades son las del control de los brazos y las piernas por ejemplo, gracias a ellas podemos moverlos a nuestro antojo; también pueden ser habilidades que nos ayudan para buscar, escuchar y hacernos entender a través del lenguaje.


Con el dominio de estas habilidades, tenemos el conocimiento y la experiencia de cómo llevar a cabo acciones específicas, la mayoría de las habilidades psicomotoras las aprendemos a través del ensayo y error desde el momento en que somos niños pequeños, por ejemplo, aprendemos a caminar, correr, a hablar y a cómo debemos comportarnos con los demás.


Algunas personas han visto reducidas sus habilidades psicomotoras, puede haber muchas razones por las cuales una persona tiene dificultad para realizar las tareas diarias, algunos nacen con una alteración de discapacidad física o mental que les hace nunca aprender alguna de estas habilidades, o que solo las domine parcialmente.


Las habilidades de aprendizaje


La repetición, la información sobre los resultados y la información sobre cómo se realiza la habilidad son factores de gran importancia para la adquisición de habilidades, es decir, el aprendizaje de habilidades tiene lugar gradualmente en lugar de ir en saltos, los investigadores también han examinado la importancia de la atención, lo típico de las habilidades de aprendizaje es que requieren un alto grado de conciencia de cada elemento incluido en la habilidad; cuando se aprende la habilidad, puede llevarse a cabo con poco o ningún grado de consciencia, se cae en la “automatización”.


Las habilidades laborales


Las habilidades laborales son las habilidades y talentos personales que ayudan a los empleados a realizar tareas relacionadas con el trabajo, muchas de las habilidades relacionadas con el trabajo son algo más amplias, incluyendo una buena comunicación, el procesamiento de textos y la resolución de problemas, dependiendo de qué tipo de trabajo implique el problema, pero puede ser muy matizadas las habilidades requeridas.


Los trabajadores de la construcción necesitan un conjunto único de habilidades diferentes a las de los abogados, médicos o profesores, por ejemplo; muchos anuncios de trabajo agregan las habilidades requeridas para el trabajo, y a los solicitantes de empleo también es posible que se les pida que hagan una lista de sus calificaciones pertinentes en sus materiales de aplicación.


Las habilidades básicas de trabajo


Algunas de las habilidades de trabajo claves son una segunda naturaleza para los empleados, la capacidad de escuchar, tomar y ejecutar instrucciones, y de mantener la atención durante largos períodos de tiempo es esencial para el éxito en casi cualquier lugar de trabajo; las habilidades básicas de cortesía al teléfono, PC y correo electrónico también entran en esta categoría.


La mayoría de las veces, este tipo de habilidades se daban por hecho, a pesar de que no siempre se dicen directamente. La bolsa de trabajo y las empresas de recursos humanos por lo general esperan un nivel de habilidad básica en términos de las habilidades básicas necesarias para realizar el trabajo. Los empleados pueden aprender muchas cosas cuando han hecho más, pero por lo general necesitan tener al menos alguna base de inicio.


Las habilidades directivas y las habilidades gerenciales


Los verdaderos líderes se concentran en el desarrollo de las habilidades necesarias para el éxito, las características de administración claves incluyen la honestidad, el ser un visionario, y tener el conocimiento y la habilidad para inspirar a otros. Los líderes deben tener estas cualidades, pero también utilizar el control de su conocimiento del negocio, su experiencia y sus habilidades contra los problemas que enfrenta la organización. Los líderes deben convertirse en líderes que sean comunicadores eficaces que puedan compartir sus visiones de maneras convincentes.


El criterio comercial


Los líderes efectivos tienen un conocimiento profundo de su industria, su papel como gestores requiere su capacidad de utilizar este conocimiento para tomar decisiones en un entorno ambiguo donde se enfrentan a muchas incógnitas. Ellos deben evaluar con precisión los problemas y la capacidad de ver los problemas desde diferentes perspectivas. Los líderes deben ser capaces de evaluar todos los datos disponibles, priorizar los factores que intervienen y predecir las consecuencias de diferentes decisiones. Estas habilidades son esenciales para ejercer un juicio de negocios sólido.


Las habilidades para con la gente


Un alto directivo tendrá fuertes relaciones con otros líderes de la organización, debe ser muy consciente de las personas de la organización en las que se puede confiar para tareas y proyectos específicos; debe ser consciente del talento, el conocimiento y las habilidades disponibles en su organización. Los líderes deben estar capacitados para operar en entornos politizados y evaluar la dinámica de un grupo, los gerentes deben considerar jugar por el poder y utilizar eficazmente su oficina para asignar recursos limitados.


La capacidad para impulsar el cambio


Implementar cambios requiere que la alta dirección tenga en cuenta muchos aspectos de la organización empresarial, los factores a ser considerados incluyen las fuerzas del mercado y sus procesos, la cultura, la estrategia y el personal disponible en la empresa. Un líder que pretende impulsar el cambio debe tener la capacidad de inspirar e influenciar, debe confiar en su juicio de negocios y en sus habilidades para con la gente para ejecutar su visión. El Consejo Ejecutivo debe ser capaz de transmitir un sentido de propósito y motivar a sus gestores para realizar los objetivos del negocio.